¿Cómo avanza el desarrollo intelectual del bebé?

¿Cómo avanza el desarrollo intelectual del bebé?

El desarrollo intelectual del bebé en sus primeros días es sorprendentemente rápido. Los bebés desde muy pronto pueden representar mentalmente un objeto que ha desaparecido y esperaban encontrar. Con tres meses y medio, empiezan a manifestar la conservación del objeto. La memoria del bebé está en marcha desde los primeros días de vida.

El componente básico del desarrollo intelectual del bebé es una relación afectuosa, segura y protectora con sus padres, además de estar rodeados de juguetes para su estimulación. Los bebés aprenden mejor cuando se sienten cuidados por sus padres. Es probable que la actividad más importante que se puede realizar para ayudar a los hijos a aprender sea hablarle, conocerle más y jugar juntos.

El niño se relaciona con el mundo a través de los sentidos. La percepción del bebé no es algo exclusivo de los procesos madurativos, depende de sus experiencias de aprendizaje. La educación sensorial desde las primeras etapas es algo fundamental. El niño viene preparado para interactuar con el medio que le rodea, para comunicarse con sus cuidadores. Reconoce en ellos su olor, su voz y el sabor de la leche de su madre.

Las percepciones táctiles son fundamentales para la contrucción de los primeros conocimientos del bebé. Mediante su cuerpo siente las primeras sensaciones de frío, calor, suavidad. Toda la piel envía información a su cerebro, de ahí la importancia de acariciarle todo el cuerpo.

bebe chupando collar

Lo primero que descubre el bebé son sus manos y pequeños objetos que chupa. Aprende mucho mientras muerde y chupa. A partir de los tres meses, coge el objeto, lo chupa, repasa su contorno con los labios y la lengua y después lo saca de la boca y lo observa detenidamente.

A los seis meses sabe distinguir las sensaciones de frío y calor, blando y duro, liso y arrugado… De aquí hasta el año, coge objetos y siente sus diferentes formas y texturas. Ya no chupa los objetos para conocerlos sino que los toca. De uno a dos años, distingue objetos por el tacto.

Primer mes de embarazo

primer mes de embarazo

Parece mentira pero ya ha pasado un mes de los nueve de gestación, los primeros síntomas ya se están apoderando de mi cuerpo. Mis pechos están ligeramente doloridos y han aumentado su tamaño natural, así que me temo que pronto tendré que modificar mi ropa íntima si no quiero parecer una sardina en lata.

Abrir los ojos por la mañana, empieza a convertirse en una odisea. Me levanto con el estómago como una lavadora en pleno centrifugado y durante el día tengo naúseas que, aunque en raras ocasiones, pueden terminar en vómito.

naúseas

Durante el día me noto más cansada de lo habitual y tengo un fluido vaginal diferente a lo que estoy acostumbrada. Algunos granitos se han apoderado de mi cara, pero bueno es como volver a la juventud, probablemente empiece a aplicarme alguna mascarilla anti acné.

Además, hay ciertos alimentos que me encantaban y que ahora no tolero ni olerlos. Mi apertivo también varía, puede que no tenga nada de hambre o que no me sacie con nada. Por supuesto, debido a los cambios hormonales estoy experimentando cambios de humor radicales, lo que hace que esté más sensible e irritable.

Como matrona, os voy a dar una serie de recomendaciones para que pongáis en práctica conmigo desde hoy:

  • No practiques deportes violentos como esquí, artes marciales o equitación.
  • Reduce lo máximo posible el consumo de café y té.
  • Ten una alimentación variada y equilibrada para favorecer las necesidades del embrión y las tuyas.
  • Evita el queso crudo no pasteurizado por si contiene listeriosis.
  • Procura tener tus momentos de reposo, ya que te notarás más cansada de lo habitual.
  • Si tienes náuseas como yo o migrañas procura no paliarlo con medicamentos, simplemente intenta descansar más tiempo del que estás acostumbrada.

¡Estamos embarazados!

embarazados

Nunca habíamos estado tan nerviosos como ayer por unos simples palitos. El test de embarazo era muy simple: un palo no hay bebé, dos palos si hay bebé.  Parece mentira todo lo que se nos pudo llegar a pasar por la cabeza en esos cinco minutos de espera a que saliera el resultado final.

Pensamos aproximadamente en cien nombres de chica y otros cien de chico, miles de colegios para llevarle, cuál queríamos que fuera su primera palabra, a quién se parecería… Miles de sueños puestos en un test de embarazo.

Decidimos quitar la mano y mirar el restado juntos y… ¡estamos embarazados! Probablemente se trata de la mejor noticia que he recibido en mi vida, los dos empezamos a llorar de alegría y miedo a la vez, ser padres conlleva una gran responsabilidad, una segunda duda atacó nuestras cabezas… ¿estamos preparados? Dentro de nueve meses seremos “mamá” y “papá”.

predictor

Lo  primero que hicimos fue coger el teléfono y llamar a los futuros abuelos de la criatura. Obviamente, se pusieron como locos de contestos y se emocionaron, ya que además se trata del primer nieto o nieta de la familia. Ilusión doble.

Después de conocer la noticia y hacer las miles de llamadas correspondientes, nos sentamos para hablar de todo lo que venía. Estábamos absolutamente emocionados y la primera idea que nos vino a la menta fue crear este blog. Es una manera de compartir los miedos y alegrías de los padres primerizos como nosotros.

Queremos tomarnos este blog como una manera de compartir opiniones, ideas y consejos con otros futuros papás. La felicidad compartida es mucho mejor y estamos convencidos de que a nuestros lectores, sean muchos o pocos, les servirá de algo leernos.

¡Emprendemos la aventura de nueve meses como embarazados!